Un arreglo de bajo presupuesto

El presupuesto para la reparación de la Avenida Illia se redujo en más de la mitad desde la fallida licitación de 2017.

Cuando en mayo de ese año el intendente Barreto licitó la obra de la Avenida Illia el presupuesto inicial era de 73 millones de pesos y fue adjudicada por 80,9 millones a la empresa Rovial. En su momento la adjudicación fue impugnada por la firma Antonio Milisenda SA que había realizado una oferta más baja (79,5 millones de pesos). La cuestión se tornó abstracta cuando el intendente municipal confesó que el Municipio no tenía el dinero para que se empezaran los trabajos.

Dos años después, con una inflación acumulada de más del 75%, el presupuesto de la nueva licitación convocada por el intendente para la reparación de la avenida es de 49,5 millones de pesos. Llama la atención la cuantiosa reducción presupuestaria si se la compara con la cifra de la licitación anterior. Ante la falta de explicaciones por parte de la gestión municipal comenzaron a circular distintos comentarios sobre las razones de la diferencia. Las conjeturas refieren a la menor calidad de la obra que finalmente se va a realizar (varios vecinos recuerdan otros trabajos deficientes efectuados por el Municipio) y también se reflotan las sospechas que opacaron la licitación anterior relativas a posibles sobreprecios en la valuación.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s